Reyes y Bomberos

LOCALES 07 de enero de 2019 Por Eugenia Serrano
Editorial. Apagar pastizales en llamas, ayudar a un vecino en apuros, liberar la entrada a una casa después de un temporal y disfrazarse de Reyes Magos, son tareas que podrían estar en el estatuto de cualquier cuerpo de bomberos Voluntarios, salvo en el de Villa Garibaldi, que no puede funcionar como corresponde porque aún no tiene atribuida la jurisdicción.

Una de las características principales de las fiestas es el incremento de buenos deseos y la necesidad de encontrarse con amigos y familiares, recordarles cuánto los queremos, rememorar los lindos momentos y brindar por otros, iguales o mejores.

WhatsApp Image 2019-01-07 at 11.00.40 AM (2)


En ese contexto, los católicos van a Misa de Gallo y Navidad, celebran a la Virgen María en Año Nuevo, mientras que el resto busca aferrarse a costumbres más paganas, familiares o marketineras.


Sin embargo cuando recordamos nuestra niñez todos evocamos los días de Reyes cuando esperábamos a los Magos que aparecieran a bordo del autobomba de los bomberos voluntarios repartiendo golosinas o algún que otro juguete en los casos más afortunados.

Este año los niños y los grandes de Villa Garibaldi, Parque Sicardi, Ignacio Correas y Arana vivieron la misma experiencia; recibieron golosinas, se sacaron fotos con los Reyes Magos y aquellos abrazan el sueño de la vocación del voluntariado se animaron a probarse algún casco de los bomberos que acompañaban la comitiva.
En menos de un mes, tres notas de SicardiTv los tuvieron como protagonistas, tres veces que acudieron a colaborar como vecinos, ante el llamado de garibaldinos que estaban en emergencia.


Asi, apagaron los pastizales, cortaron un árbol luego del temporal y organizaron la recorrida de los Reyes Magos para mantener la tradición y llevarse el premio más grande; el amor de los chicos y el reconocimiento de un barrio, que necesita y clama por la presencia de un cuerpo de Bomberos Voluntarios formalmente constituido y legitimado, en nuestra región.

En todas las localidades existen los Bomberos Voluntarios. Los más antiguos en el barrio de La Boca, y por supuesto en cada pueblo del interior. En Villa Garibaldi, en Correas, en Arana, cada vez que ocurre un siniestro tienen que rezar para que el autobomba llegue a tiempo y en condiciones.

El cuartel de Villa Elvira sostiene que puede llegar en 10 minutos. Imaginemos la velocidad a la que podrían acudir nuestros Bomberos Voluntarios desde 11 bis y 650 a cualquier punto de la región. Se trata de un cuerpo dotado de personal capacitado en Magdalena con Personería Jurídica en trámite, el acompañamiento de los vecinos, y la esperanza de que los funcionarios de la Superintendencia de Seguridad Siniestral del Ministerio de Seguridad puedan rever la decisión y asignarle la jurisdicción.

Mientras tanto, los bomberos cubren espacios, “salva las papas cuando queman”, marcan presencia entre los vecinos, reciben sonrisas y aplausos del vecinos y conmueven a todo un barrio que al verlos, anhelan verlos lucir sus uniformes y verlos pasar en autobomba ante una emergencia o simplemente llevando a los Reyes Magos y la tranquilidad de que ellos están siempre ahí, para lo que necesiten.

WhatsApp Image 2019-01-07 at 11.00.40 AM (1)

Te puede interesar